Jubileo - International Center for Catholic Pilgrimage

Vaya al Contenido

Menu Principal:



Francisco anuncia el Jubileo extraordinario dedicado a la Divina Misericordia

Francisco ha declarado como Año Santo extraordinario la fiesta de Cristo Rey, que comenzará el 8 de diciembre de 2015 y concluirá el 20 de noviembre de 2016.
La Puerta Santa se abrirá para celebrar la ocasión.
Francisco Anunció el Año Santo diciendo: "Queridos hermanos y hermanas, a menudo he pensado en cómo la Iglesia podría dejar clara su misión de ser testigo de la misericordia. Este viaje comienza con una conversión espiritual “. Por esta razón, he decidido que tengo que llamarlo Año Jubilar Extraordinario. Es decir tener como centro la misericordia de Dios. ¿Será un Año Santo de la Misericordia ? Queremos vivir este año a la luz de las palabras del Señor: "Sed misericordiosos, como vuestro Padre es misericordioso. (Cf. Lc 6,36) "
Este Año Santo comenzará en Solemnidad con la venida de la Inmaculada Concepción y terminará el 20 de noviembre de 2016, Domingo dedicado a Nuestro Señor Jesucristo, Rey del Universo - y el rostro viviente de la misericordia del Padre. Encomiendo a la organización de este Jubileo al Consejo Pontificio para la Promoción de la Nueva Evangelización, que [el dicasterio] podría animarlo como una nueva etapa en el camino de la Iglesia en su misión de acercar a todas las personas el evangelio de la misericordia.
Estoy convencido de que toda la Iglesia encuentra este Jubileo necesario para redescubrir la alegría y hacer fructífera la misericordia de Dios, que con todos nosotros estamos llamados a dar consuelo a cada hombre y mujer de nuestro tiempo. A partir de este momento, encomendamos este año a la Santa Madre de la Misericordia, ya que ella podría volver la mirada sobre nosotros y velar por nuestro camino ".

Con este anuncio, Francisco desea alentar a la gente a redescubrir el sacramento de la penitencia y de la reconciliación y recordar que Dios no se cansa de perdonar, somos nosotros los que nos cansamos de buscar su misericordia. "La bula de convocación se emitirá el próximo mes, en la Divina Misericordia (12 de abril) -. Una celebración Introducida por Juan Pablo II en este nuevo Año Santo, por lo tanto, no entra en la categoría de Año Santo " ordinario " que se celebra cada 25 año (el último de ellos el Jubileo del año 2000), sino en la categoría de Año Santo "extraordinarios", que la Iglesia proclama para eventos pendientes. Estos incluyen el Jubileo proclamado por Juan Pablo II en 1983 para conmemorar 1.950 años desde la redención realizada a cabo por Cristo a través de su muerte y resurrección en el año 33.
"El camino de la Iglesia" - dijo el Papa - no es para condenar a nadie por la eternidad más bien es para derramar el bálsamo de la misericordia de Dios a todos aquellos que lo piden con un corazón sincero.. El camino de la Iglesia es precisamente dejar sus cuatro paredes atrás y salir en busca de los que están lejos, esencialmente las de los " alejados " de la vida; adoptar plenamente el enfoque propio de Dios; para seguir al Maestro, quien dijo: "Los que están sanos no tienen necesidad de médico, sino los que están enfermos; Yo he venido a llamar, no a los justos, sino a pecadores al arrepentimiento ".
¿Que es el Año Santo?

En la tradiciòn de la Iglesia catòlica, el Año Santo, o Jubileo es un gran evento religioso.
Es el año del perdòn y del castigo de los pecados, de la reconciliaciòn entre adversarios, de la conversiòn y del recibo del Sacramento de la Reconciliación, y de consecuencia es el año de la solidaridad, esperancia, justicia, esfuerzo para servir a Dios con alegrìa y para vivir en paz con nuestros hermanos y hermanas.

El primer Jubileo Cristiano fue proclamado por el papa Bonifacio VIII en 1300, a travès de la Bula "Antiquorum habet fida relatio". Bonifacio anunciò que habría concedido el perdòn de todos los pecados a los que habrían visitado las Basìlicas de San Pedro y San Pablo en Roma, por lo menos una vez al dìa para algunos dìas – para los habitantes de la ciudad treinta dìas, para los extranjeros quince dìas.
 
El Jubileo es antes de todo el año de Cristo, que trae vida y gracia a toda la humanidad.
Tradicionalmente, cada 25 años el Papa proclama el Año Santo.

Los jubileos extraordinarios, como el Año Santo de la Misericordia, son menos frecuentes, pero ofrecen las mismas oportunidades para el crecimiento espiritual.

“Estoy convencido de que toda la Iglesia encontrará en este Jubileo la alegría para redescubrir y hacer fecunda la misericordia de Dios, con la cual todos somos llamados a consolar a cada hombre y cada mujer de nuestro tiempo. Lo encomendamos desde ahora a la Madre de la Misericordia, para que dirija a nosotros su mirada y vele por nuestro camino.” – Papa Francisco
Antes del Extraordinario Año Santo de la Misericordia proclamado por Papa Francisco, 29 Jubileos ya han sido celebrados a lo largo de la historia Cristiana.
En el siglo XX, fueron celebrados Jubileos en 1925, 1933 (para conmemorar la muerte de Jesus), 1950, 1966, 1975, 1983 (Año Santo de la Redenciòn) y 2000.

 
Papa Francisco ha decidido concentrarse en la Divina Misericordia durante este extraordinario Año Santo, que comenzarà Martes, 8 Diciembre 2015, con la Santa Misa para la Apertura de la Puerta Santa de la Basìlica de San Pedro, en plaza San Pedro.
El 20 de Noviembre 2016, el Jubileo de la Misericordia terminarà con el Cierre de la Puerta Santa.

 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal